domingo, 6 de octubre de 2013

La Crisis en Venezuela


A la violencia callejera se suma la pobreza. La canasta familiar en Venezuela llega a los 10 u 11 mil bolívares, cuando el sueldo mínimo es de 2500 aproximadamente. Una bolsa de harina pan (insumo básico en la cocina venezolana) cuesta entre 4 y 5 mil bolívares y solo te venden una bolsa por familia así sean 3, 4 o 10 sus integrantes.

El racionamiento es pan de cada día.
Las largas colas se forman desde horas de la madrugada alrededor de los centros comerciales para conseguir además de una bolsa de harina pan y dos rollos de papel higiénico. Esto es solo una parte de lo que le ocurre a un país rico, no solo en petróleo, sino también en gastronomía, turismo, etc. El país vive un férreo control de cambio desde 2003 que ha generado la escasez cíclica de productos de uso básico (que el gobierno calcula en 20%) como papel higiénico, leche, café, entre otros.
Cuesta creer que un país, considerado actualmente en vías de desarrollo, con una "economía emergente" basada primordialmente en la extracción y refinación del petróleo y otros minerales, así como actividades agropecuarias e industriales, viva en medio de un desorden y un caos generado por el mismo Estado.

Y como la voz del pueblo es la voz de Dios, apelamos nuevamente a la voz de Don Bosco: "No hay venezolano que no robe señorita...(Hugo) Chávez nos hizo creer que todo lo merecíamos, sin trabajar, merecíamos comer, sin esforzarnos por nada, teníamos derecho a mucho, pero la época de bonanzas se acabó y lo que nos dejó fue este país que se nos cae a pedazos", se queja.

A la escasez se suma que el país llanero tiene la inflación más alta de América Latina.
"Los que trabajamos honradamente -prosigue don Bosco- siempre nos vemos afectados por algo. Ahora no tenemos medicinas, el Gobierno le está haciendo la lucha a las clínicas particulares; mi esposa sufre de diabetes y tengo que pedir la insulina para su consumo con dos semanas de anticipación, entrar en lista para que me puedan dar la dosis de la semana, sin tener la seguridad de que la podremos conseguir al siguiente día y tengo que trabajar el doble para ver si en el mercado negro la consigo...()....pero tengo la esperanza de que esto se va a acabar, más pronto que tarde, sé que Maduro va a caer", cuenta con una voz llena de esperanza.

Las pintas de Chávez siguen vigentes en toda Venezuela, pero cada día quedan menos chavistas así lo quieran ocultar, preguntarle a alguien si es chavista es como ofenderlo. Estas estadísticas no mienten, que el presidente venezolano quiera ocultarlas con "bromas" o comentarios muchas veces sin sentido, es otra cosa.

4 comentarios:

  1. ¡Hola Geraldo!, podrías indicarme ¿quién es Don Bosco? y si tiene alguna columna que me la puedas compartir!
    Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola ! Gnd Diez, Gracias por visitar y comentar mi blog !, Saludos !

      Eliminar
  2. Déjame te cuento que en México estuvimos muy cerca de caer en el Chavismo, por eso yo digo "estaríamos peor con Lopez Obrador" jeje, resulta que había spots de radio en el que hablaba una mujer de lo terrible que era la situación económica, y siempre terminaba diciendo "estaríamos mejor con Lopez Obrador" es por eso que yo cambio esta frase por "peor".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Estaríamos PEOR con López Obrador" , Muy buena frase, sí, es verdad, él tenia un aire al chavismo, no se mucho de la coyuntura mexicana, pero todos sabemos que el Chavismo se quiere expander como una plaga en cada elección presidencial en Latinoamérica.

      Eliminar